Delfines

delfines espinoza

La Organización de Los Delfines nace como la interpretación institucional de una de las principales características de la Cultura Corporativa de Técnicas Americanas de Estudios: el máximo desarrollo profesional basado en un comportamiento familiar.
Provenientes de dos mundos distintos, los delfines son mamíferos acuáticos que viven, trabajan y permanecen en manadas, porque así se cuidan y se apoyan mutuamente. Son inteligentes, amables y colaboradores. Siempre están atentos a las necesidades de los demás. Se defienden y enfrentan cualquier desafío sin ser temerosos.
El color predilecto de Los Delfines es el azul, porque les da paz y tranquilidad. Unido a esto, para Los Delfines, la comunicación es vital; nadie puede imaginarse a un Delfín introvertido.
Los Delfines son ligeros, livianos y fuertes, sin que por eso dejen de manifestar ternura. Los Delfines son intuitivos, alegres y carismáticos. Asimismo, son muy sensibles pero, también, muy equilibrados. Eso les permite poder reconocer y alabar las fortalezas de los demás, sin que por ello tengan que sentirse inferiores.
Los Delfines son honestos, leales y transparentes. Como para Los Delfines la Familia lo es todo, No están en la Empresa: Son Empresa. Por esa razón, no forman Ejecutivos para ellos mismos; Los Delfines forman Ejecutivos para la Corporación.
Los Delfines son ambiciosos, pero son nobles. Cuando un mar determinado les entrega todos sus secretos, enseguida comienzan a pensar en el Océano, siempre desde la competencia sana. Y si tienen que ir a otros destinos, se colocan con entusiasmo la nueva camiseta. Los Delfines son comprometidos; se divierten perseverando en las dificultades.
Para Los Delfines no existen barreras; por eso nada los detiene.
Donde hay un Delfín, hay acción.
¡Delfines. La mejor Organización!